Guadalupe

Guadalupe (provincia de Cáceres) es famoso por el Real Monasterio de Santa María. Desde 1993 el Monasterio es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Le edificio se construyó progresivamente desde el siglo XIII hasta el XVIII en una mezcla de estilos que van desde el Gótico, al Mudéjar, Renacentista o Barroco, llegando incluso al Neoclásico. Desde el exterior da la impresión de ser una fortaleza.

El lugar en el que se emplaza el Monasterio de Guadalupe es el resultado de una leyenda. Hacia el final del siglo XIII, principios del XIV, se dice que el pastor Gil Cordero encontró una estatua de la Virgen María. Antes de llegar hasta allí, la estatua se encontraba junto con el cuerpo de San Lucas en Roma y luego en Sevilla, hasta el año 714. Durante la invasión árabe la estatua fue ocultada cerca del río Guadalupe, hasta el descubrimiento de Gil Cordero. Los cientos de años deterioraron la imagen, y la cara de la Virgen se transformó del blanco al negro., por lo que desde entonces se conoció como la Virgen Negra, y Santa Protectora de Guadalupe.

Dentro del Monasterio hay diferentes e interesantes lugares. Por ejemplo el Tesoro del Monasterio, con su destacable arquitectura.
En el centro del patio podemos encontrar un pequeño templete, construido en 1405 con planos del hermano Juan de Sevilla, con frescos de la vida de la Virgen María.
El Museo de Bordados, en el antiguo Refrectorio, contiene alrededor de 200 piezas confeccionadas en el proprio Monasterio. Aquí también podemos encontrar el Museo de Libros Miniados, uno de los mejores museos del mundo en su categoría, donde podemos observar libros ilustrados con miniaturas hechos entre el siglo XIV y el XVIII.
El Camarín de la Virgen, de estilo Barroco, contiene pinturas de Luca Giordano. Pero la mejor colección sin duda es la que conforman los inigualables cuadros de Zurbarán.